El verano es una época en la que muchas empresas aprovechan para ponerse al día y hacer diversas actualizaciones en sus negocios y proyectos. ¿Sabes que la traducción es uno de los trabajos que más se realizan en la época estival?

Estos son algunos de los trabajos que nuestros clientes realizan con más frecuencia en julio y agosto:

  • Preparación de lanzamientos. Si estás trabajando en tu nuevo negocio, o en una startup, probablemente vas a pasar un verano muy atareado. Septiembre es uno de los meses más elegidos tradicionalmente para el lanzamiento de nuevas empresas como se ve en este artículo de Emprendedores, o en este otro más reciente.

Esto no es solo para nuevos negocios en el ámbito nacional, sino también a nivel internacional. Prepararse para la internacionalización con una nueva web o un ecommerce multi-idioma es muy habitual y nosotros solemos encargarnos de este tipo de traducciones.

  • Actualización de versiones de la web. Este es otro de los trabajos típicos de verano: la revisión de la web para hacerla más cómoda para los usuarios o añadir nuevas opciones, nuevos sistemas o, incluso cambiar de plataforma donde gestionarla. Así los técnicos pueden hacer pruebas con mayor tranquilidad y depurar errores para que todo esté listo de cara a la “vuelta al cole”. La actualización puede implicar ciertos cambios en la navegación, en algunos textos, etc. y si tu web es internacional, no puedes pasar por alto las traducciones porque, como ya hemos dicho en alguna ocasión, como usuarios nos produce muy mala impresión navegar en una web con textos mezclados en distintos idiomas.
  • Generación de nuevo contenido. Otros de los trabajos que solemos hacer en verano es la traducción de contenido nuevo que nuestros clientes, o sus agencias, preparan para incluir en su programación de otoño. Esto incluye folletos, campañas, textos para la web o el blog de la empresa, emailings, etc. En el exterior hay países en los que el período vacacional finaliza antes que en España y hay que tener todo listo para finales de agosto. Así que nosotros solemos traducir en julio.
  • Presentaciones. El verano también se aprovecha para llegar a ciertos clientes potenciales con los que en otros momentos del año es muy difícil contactar y mostrarles una presentación. Preparar proyectos para el nuevo curso también es muy habitual, por eso nuestros clientes de bonos de palabras nos suelen encargar muchas presentaciones en estas fechas.

Hasta aquí algunas de nuestras tareas veraniegas, pero también tendremos nuestros momentos de ocio y de formación para estar, nosotros también, actualizados. Os mantendremos informados…

Pin It on Pinterest

Si continuas utilizando este sitio aceptas el uso de cookies. más información

Los ajustes de cookies de esta web están configurados para "permitir cookies" y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en "Aceptar" estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar